Entradas

la nueva herramienta tecnológica que ayuda a gestionar el estrés

Para mucha gente, el exceso de estrés es un aspecto más del día a día ante el cual toca resignarse a sufrir sus efectos. Sin embargo, si bien es verdad que un cierto grado de estrés resulta inevitable, nadie debería acostumbrarse a ver su calidad de vida limitada por este de forma continuada.

Por suerte, hoy en día el desarrollo de las nuevas tecnologías permite diseñar recursos con los que aprender a relacionarnos con nuestras propias emociones y sentimientos. Un claro ejemplo de esto es Meyo, una app perfecta para gestionar el estrés y la ansiedad, entre otras muchas funciones relacionadas con el mantenimiento del bienestar psicológico. En este artículo veremos en qué consiste.

¿Qué es Meyo?

Meyo es una app para smartphones con un objetivo muy ambicioso: ser un asistente inteligente diseñado para dar cobertura de 360º en todos los grandes temas del bienestar físico y psicológico.

En su creación han intervenido profesionales de todas las áreas de la salud, desde la sexología y la nutrición pasando por la psicología y el health. Además, Meyo está repleta de contenidos culturales perfectos para aprender y reflexionar, a solas y en familia: cortometrajes, audio-reflexiones, and many others.

En lo relativo al tema que nos ocupa, Meyo dispone de varias herramientas especialmente pensadas para ayudar al usuario a lidiar con el estrés y la ansiedad, tanto a corto plazo, en el momento, como a medio y largo plazo, ofreciendo recursos para aprender habilidades de manejo de emociones y regulación del estado de activación. Se trata de una plataforma digital muy útil y adaptable que, además, siempre está a mano.

¿Cómo ayuda a superar el estrés?

Estas son las principales funcionalidades con las que Meyo ayuda al usuario a gestionar el estrés en su día a día.

1. Contenidos de Mindfulness y ejercicios de relajación

Meyo incluye varios programas de Mindfulness, meditación y técnicas de relajación en basic, muy prácticas para lidiar con el estrés en el momento. Tan solo hay que seleccionar la opción correspondiente, apoyar el smartphone en un lugar cercano, cerrar los ojos y dejarse guiar por el audio.

Además, es una muy buena manera de iniciarse en estas prácticas y empezar a aplicarlas en la vida cotidiana de manera autónoma, dado que aporta todo lo necesario para aprender estos ejercicios sin necesidad de tener conocimientos previos.

2. Pautas para organizarse mejor y ganar en rendimiento

La sensación de que nuestras responsabilidades nos superan es uno de los principales motivos por los que muchas personas sufren estrés de forma common. Por suerte, Meyo ofrece la posibilidad de aprender a estructurar el día a día optimizando el uso del tiempo del que dispone el usuario. Por ejemplo, da las claves para estudiar de manera eficiente, para trabajar sin ceder a las distracciones, and many others.

3. Planes de ejercicios físicos adaptados a la persona

Quizás te estés preguntando qué tiene que ver el ejercicio con la gestión del estrés. En realidad, están muy relacionados. Actualmente se sabe que la realización de ejercicio moderado ayuda mucho a controlar el estrés y la ansiedad, tanto a nivel fisiológico (favorece la liberación de hormonas y neurotransmisores asociados a la calma y al placer) como psicológico (ayuda a desprenderse de los pensamientos intrusivos y ansiógenos).

Meyo incluye programas de ejercicio especialmente pensados para personas que quieren rebajar sus niveles de estrés mediante la adopción de hábitos saludables… Lo cual nos lleva al siguiente apartado.

Meyo app

4. Ayuda a mantenerse con los niveles adecuados de energía

Meyo incluye planes de alimentación que van más allá del típico “quiero perder peso”. Y es que se ha comprobado que los altos niveles de estrés mantenidos durante largos períodos tienen mucho que ver con las condiciones físicas de la persona, y teniendo en cuenta que somos lo que comemos, la falta de nutrientes sale cara para el equilibrio emocional.

Quienes comen peor tienen menos recursos para utilizar la energía de la que disponen, y esto lleva al organismo a poner el bienestar psicológico a la cola de su lista de prioridades, dado que lo más importante es hacer que los procesos biológicos básicos sigan funcionando. Como consecuencia, aparece el estrés, efecto de notarse en una situación de vulnerabilidad física en la que faltan fuerzas, aparecen los problemas de concentración, and many others.

Por cierto, Meyo también ayuda a combatir los problemas del sueño, también muy relacionados con el estrés por motivos similares a los de la falta de nutrientes.

5. Pautas para detectar pensamientos-trampa

El estrés se suele apoyar en un sistema de creencias disfuncionales, que nos predisponen a pensar que no estamos preparados para afrontar las tareas que tenemos pendientes, nuestras responsabilidades, and many others. Meyo incluye la función de aprender a detectar esta clase de pensamientos recurrentes para que el usuario se acostumbre a identificarlos rápidamente como tales y neutralizar sus efectos.

6. Programas para superar adicciones

Adicciones tan comunes como el tabaquismo están significativamente relacionadas con los problemas de estrés, dado que un fenómeno refuerza al otro y viceversa.

Los fumadores se acostumbran a buscar alivio para su estrés recurriendo al cigarrillo, y a la vez, fumar promueve el mantenimiento de una alta sensibilidad al estrés a medio y largo plazo, mediante varios procesos: deterioro de la salud física, más oportunidades de perder el management del tiempo (por las pausas para fumar), problemas de concentración y aparición de la ansiedad por el “mono”, empeoramiento de la autoestima, and many others.

Por eso, dejar atrás la adicción es muy importante para ganarle la batalla al exceso de estrés, y Meyo incluye programas para desprenderse de estos procesos de dependencia.

¿Te interesa probar Meyo?

Lo que hemos visto hasta ahora es solo una pequeña parte de todas las funciones que ofrece Meyo. Otros ejemplos de sus contenidos incluyen programas para promover el auto-conocimiento, recursos para mejorar la autoestima, otros diseñados para ayudar a los usuarios a enfrentar sus miedos, and many others.

Si quieres probar Meyo, te interesará saber que en cuestión de minutos puedes estar haciendo uso de las funcionalidades que más encajen con lo que necesitas: utilizar su interfaz es muy sencillo una vez te hayas descargado la app. Para iniciar el proceso, accede a esta página de Google Play.

— Xavier Molina to psicologiaymente.com

¿Cómo Conocer Gente Nueva? Los Mejores Sitios, Webs y Consejos

Incluso para los más extrovertidos, conocer gente nueva puede ser difícil.

Muchas personas querrían tener más amigos pero no hacen nada para conseguirlo porque creen que eso sería reconocer su fracaso social. Al fin y al cabo se supone que a cierta edad ya debemos tener nuestro grupo de colegas, ¿cierto?

como conocer gente nueva

La realidad no es así. Hay muchos motivos por los que alguien puede sentirse solo: una mudanza a otra ciudad, una relación sentimental que le ha alejado de sus amigos, un trabajo absorbente o unas aficiones excesivamente solitarias.

Por multitud de razones habrá ocasiones en las que sientas la necesidad de conocer más gente. La mayoría preferimos hacerlo en situaciones que no parezcan forzadas. Circunstancias en las que hablar con alguien pueda surgir de forma pure y no haya que hacer demasiado esfuerzo por nuestra parte.

Pero este tipo de situaciones no están siempre a nuestro alcance, y encima, cuanto más envejecemos más nos cuesta conocer gente nueva. Por eso deberás ser valiente, contradecir lo socialmente establecido y salir de tu zona de confort. Todavía resulta imposible conocer a alguien en persona desde el sofá de tu casa.

Para facilitarte la tarea, en este artículo te propondré 7 lugares (virtuales y físicos) donde acudir si quieres ampliar tu círculo social, así como las técnicas de comunicación para conseguirlo.

¿Qué aprenderás en este artículo?

Sitios para conocer gente nueva

Lo ultimate es que sea un lugar en el que exista la posibilidad de volver a ver las mismas personas varias veces como un gimnasio o un membership, así empezarás a resultarles acquainted y será más fácil que termines conociéndoles. Independientemente de dónde, ten en cuenta lo siguiente:

  • Evita situaciones en las que debas causar forzosamente una buena primera impresión para no perder la oportunidad para siempre. Debes poder volver a ver a esas personas.
  • También es buena thought que el sitio te permita conocer personas con aficiones, valores o intereses en común contigo.
  • Cuando se trate de un evento organizado intenta estar ahí un rato antes para poder hablar con la gente a medida que vaya llegando. Si te presentas una vez ya está todo el mundo charlando te va a costar romper el hielo.
  • La familiaridad provoca agrado: se ha demostrado científicamente que cuanto más conozcas a alguien, mejor te caerá. Por eso debes intentar frecuentar los mismos sitios y hablar con la misma gente.

No desistas a las primeras de cambio. Tendrás mejores y peores experiencias, pero si perserveras al ultimate terminarás conociendo gente muy interesante.

1. Apúntate a un curso de idiomas, de baile o de cocina

Apuntarse a una serie de clases tan sólo para hacer amigos puede ser un poco exagerado, pero si hay algo que quieres aprender ¿por qué no hacerlo con más gente en lugar que desde la soledad de tu ordenador?

El único problema que tienen los cursos presenciales es que los asistentes suelen estar más pendientes del temario y del profesor que de socializar. Si ése es el caso, acuérdate de llegar un rato antes para charlar con la gente que haya en ese momento.

2. Empieza por conocer a tus vecinos

Te parecerá una americanada, pero si descubres que tienes vecinos nuevos es buena thought acercarse para presentarte y darles la bienvenida. Empezarás causando buena impresión y probablemente terminen invitándote a tomar algo en su piso.

conocer vecinos

Otra forma un poco más atrevida y unique es cambiarle el nombre a tu purple Wi-Fi con algo como “Soy el del 5º 1ª ¡Pásate y te invito a una cerveza!”. Tus vecinos la verán y les hará gracia, y seguro que alguno se acerca a tomarse esa cerveza contigo. ¡Creatividad al poder!

3. Organiza una fiesta e invita amigos de amigos

Esta estrategia sólo te servirá si ya conoces a alguien del lugar, pero es muy eficaz. Montar una fiesta en tu piso y decirle a tus amigos que traigan un par de colegas más es una excelente forma de ampliar tu círculo social.

4. Apúntate a una organización que comparta tus aficiones

Si tienes una afición apostaría a que hay alguien más que también la tiene y que incluso existe una asociación de gente que la comparte. Es tan fácil como buscarla en web, apuntarte y hacer acto de presencia en su próxima convocatoria.

La gran ventaja de estas asociaciones (ya sean de ajedrez, videojuegos o cupcakes) es que empiezas con algo en común con el resto de asistentes, por lo que debería resultarte mucho más fácil encontrar temas de conversación.

5. Hazte voluntario de una causa

Si tienes inquietudes altruistas, hacerte miembro de una sociedad de voluntariado que se reúna habitualmente para realizar acciones solidarias es una de las mejores formas de conocer gente.

Pasarás mucho tiempo con personas abiertas, amables y probablemente bastante empáticas, con lo que seguro que termináis haciéndoos amigos. Además los lazos que se crean en este tipo de asociaciones son muy profundos.

6. Saca a pasear a tu mascota

Si no tienes mascota y estás pensando en adoptar una, no le des mas vueltas, porque pocas situaciones facilitan tanto las relaciones sociales como sacar de paseo tu animal de compañía.

De entrada ya tienes algo en común con la otra persona, y a partir de ahí puedes empezar conversaciones de mil maneras distintas. Puedes pedir algún consejo (a la gente le encanta dar consejos) sobre el cuidado de tu mascota o interesarte por el nombre o la raza de la suya. Luego simplemente preséntate y utiliza los consejos que encontrarás al ultimate de este artículo para socializar.

7. Estudia algo nuevo

Nunca es tarde para seguir estudiando, así que si tienes los recursos e interés por algún tema en concreto, apuntarte a un máster o postgrado presencial puede ser tanto una forma de aprender como de conocer más gente y hacer networking.

Incluso aunque no sea presencial, a menudo los alumnos crean chats de WhatsApp y proponen quedadas. Y si no surge nada, por lo menos habrás ampliado tu currículum y conocimientos 🙂

¡En cualquier sitio!

Sí, cualquier sitio es bueno para conocer a alguien porque lo realmente importante no es el lugar, sino la actitud. Más abajo te daré las claves para que puedas llegar a conocer a alguien hasta en la cola del cine.

Páginas para conocer gente por web

Si excluimos las páginas para encontrar pareja tipo edarling o badoo y las webs y grupos de singles en Fb parece que quedan pocas opciones de hacer amigos on-line, ¿verdad?

conocer gente online

Ni mucho menos. Hoy en día es muy fácil establecer un primer contacto on-line para luego pasar al terreno private. Pero para evitarte sorpresas vigila con lo que yo llamo el efecto Warcraft (por el famoso videojuego multijugador): es fácil que en web la gente se muestre de una manera que no coincida para nada con su verdadera personalidad en la vida actual.

Esto puede decepcionar a quien esperaba conocer a alguien con un determinado carácter, así que para evitarlo intenta que haya congruencia entre tu forma de comportarte en el mundo digital y en el actual. Especialmente si eres tímido pero derrochas confianza cuando hay un teclado de por medio.

1. Asiste a quedadas en Meetup

La net para conocer gente por excelencia. Meetup se basa en la creación de grupos para realizar actividades a las que cualquiera puede unirse. Es free of charge unirte a estos eventos, pero si quieres crear uno deberás pagar.

Hay grupos de toda clase: desde aquellos en que el único objetivo es conocerse hasta encuentros centrados en alguna afición. La gente que acude a los eventos (llamados meetups) es muy variopinta, pero en normal son personas que quieren ampliar su círculo social.

Es regular que te pongas nervioso antes de ir por primera o segunda vez a un meetup, sobre todo si vas solo. También es ordinary experimentar algo de ansiedad anticipatoria e incluso que cambies de opinión en el último momento y no vayas. Pero una vez lo hagas, comprobarás que todo eran miedos infundados.

A muchos también les preocupa no ser capaces de encontrar el sitio del meetup y estar deambulando bastante rato por ahí. Para evitarlo, pide los datos de contacto del organizador para poder llamarle en caso de que no halles el lugar.

Claves prácticas para socializar en un primer meetup:

  • Selecciona meetups pequeños, de entre 5-15 personas, y evita las grandes congregaciones. Allí es más difícil conocer gente, sobretodo si muchos asistentes ya se conocen previamente.
  • Ni se te ocurra llegar tarde. Si llegas cuando todo el mundo ya está charlando te será más difícil empezar a hablar con alguien.
  • Una forma clásica de iniciar una conversación es preguntar por lo que te vincula con la otra persona, en este caso haber asistido al meetup: “Hola, ¿es éste tu primer meetup o ya eres un veterano del tema?”

2. Acude a un evento de Couchsurfing

Couchsurfing no sólo sirve para alojar a gente en tu piso o para tener un lugar donde dormir cuando viajas. También se celebran muchísimas quedadas que son auténticos caramelos para conocer gente nueva.

Conocer gente en couchsurfing

También es posible crear eventos free of charge si prefieres tener el management sobre el tipo de gente que quieres conocer. A modo de anécdota, permíteme contarte cómo logré pasar de 5 asistentes a más de 40 cuando organicé una quedada durante mi viaje a Tokio con unos amigos.

Nuestra intención period hacer nuevos amigos japoneses y por eso antes del viaje creé un evento en la página de Couchsurfing de Tokio. No fui demasiado unique y el asunto decía algo como “Quedada con un grupo de españoles”. En tres o cuatro días se apuntaron 5 personas, pero me parecía insuficiente ya que queríamos tener la posibilidad de conocer cuantos más tokiotas mejor.

Entonces se me ocurrió cambiarle el nombre al evento y llamarlo “Primer Encuentro Internacional 2012 España-Japón en Tokio”. ¡Muy comercial pero en realidad significa lo mismo! Además en la descripción del evento explicaba de qué iba todo.

La cuestión es que durante la semana siguiente se apuntaron casi 40 japoneses más, y logramos celebrar una de las mejores fiestas que recuerdo 🙂

Conocer gente en Tokyo
Con algunos de los asistentes a la quedada. No soy un gran fotógrafo.

La moraleja de esta historia es que si organizas un evento, sé creativo e intenta llamar un poco la atención para que el mayor número de gente posible dedique un minuto a leerlo. De esta forma habrá más asistentes, y eso siempre es bueno.

3. Participa en foros especializados

Si tienes una afición, tienes un tesoro para conocer gente. Nada ayuda tanto a entablar una conversación y caer bien a alguien como compartir una inquietud, así que juégalo a tu favor.

Tan sólo tienes que hacer una búsqueda por web del estilo “Foro + tu afición” y probablemente encuentres alguna opción, a no ser que tengas hobbies realmente extraños. Luego es cuestión de participar, enterarte de dónde se reúnen presencialmente o incluso proponer tú hacer una quedada.

Si tomas la iniciativa y se apunta poca gente no te desanimes: debes terminar de ajustar tu mensaje para hacerlo más atractivo. Todo el mundo está deseando conocer gente pero a veces tienen demasiada vergüenza o se han creado personalidades on-line que no quieren comprometer.

4. Busca en los grupos de Fb

Existen multitud de grupos de Fb según los intereses. Para encontrarlos tan sólo escribe tu interés o afición junto a tu ciudad o región en el buscador de Fb (el espacio con la lupa de arriba a la izquierda), haz clic en “Buscar más resultados para…” y selecciona “Grupos” en el tipo de resultado.

Grupos de facebook
Ejemplo de búsqueda para “Escalada Barcelona”

Ahí te aparecerán los grupos a los que puedes unirte. Algunos son abiertos y otros cerrados, lo que significa que debes solicitar tu admisión y esperar a que la aprueben.

5. Descubre los grupos de Linkedin

Mucha gente desconoce las funcionalidades reales de Linkedin. La mayoría lo usa para estar seen en el mercado laboral, pero también existen muchos grupos que se reúnen presencialmente.

Invierte tiempo en crearte un buen perfil, ve a la pestaña de intereses –> grupos y clica en “encontrar un grupo”. Si crees que sólo sirve para temas profesionales, fíjate qué ocurro cuando busco “Manga”:

Conocer gente en Linkedin

Me aparecen 82 grupos (incluso gente de mi entorno ya está en ellos), algunos a nivel europeo y otros a nivel nacional. ¡Encuentras de todo!

La ventaja de Linkedin a diferencia de los grupos de Facebook es que también te ofrece sugerencias personalizadas según la gente con la que estás conectado, y los asistentes suelen ser bastante formales.

6. Prueba Ingress, el juego de realidad digital

Aquí va la recomendación curiosa del artículo. Ingress es una especie de juego de rol para móviles basado en la realidad digital aumentada. Pero jugar a Ingress no significa quedarte en casa mirando tu teléfono: debes salir a la calle.

Para empezar instala la aplicación y elige uno de los dos bandos. La mecánica del juego es encontrar y capturar “portales” en tu ciudad para tu bando. Cuando lo hagas los miembros de tu facción lo verán, y en una ciudad importante es prácticamente imposible no encontrarte con alguno de ellos.

Conocer gente en Ingress

Es un juego con una mecánica sencilla pero que puede dar mucho de sí. No es infrecuente que haya quedadas entre varios miembros de un bando para defender un punto concreto de la ciudad. Además también hay un sistema interno de mensajería con el que puedes comunicarte con todos los jugadores de tu bando que estén por la zona.

Los datos son concluyentes: en una encuesta reciente realizada a jugadores de Ingress el 74% conoció personalmente otros jugadores y ¡casi el 30% terminó forjando una amistad!

Si le dedicas un poco de tiempo a Ingress, además de salir a caminar y divertirte, terminarás conociendo gente. Pero juega con precaución, es muy adictivo.

7. Encuentra un compañero de viaje

Si lo tuyo es viajar pero no quieres hacerlo solo, existen agencias de viaje que ofrecen tablones de anuncios o servicios para emparejarte con otros viajeros. Sin embargo, también hay aplicaciones como TravBud que se encargan de encontrarte un compañero de viaje según la ruta y días que quieras hacer.

Nada une más que compartir experiencias, y viajar es una forma increíble de vivir emociones de todo tipo. Conozco personalmente gente que ha hecho las mejores amistades de su vida gracias a haber compartido un viaje.

En TravBuddy tan sólo tienes que crearte un perfil, seleccionar tus destinos, fechas y el tipo de acompañante que prefieres para que el sistema te muestre aquellos que cumplan con los requisitos. A partir de ahí tan solo tienes que contactarles para presentarte y ofrecerte a compartir el viaje. Y también verás como ocasionalmente otros viajeros te escriben para lo mismo.

¿Cómo socializar para conocer gente?

Una vez ya sabes los lugares a los que acudir para poder hacer amigos vamos a ver qué actitud deberías tener en tu primer encuentro.

1. Ponte tan nervioso como quieras

La mayoría de consejos que encontrarás por ahí te dirán que para conocer gente debes parecer seguro de ti mismo y mostrarte muy sociable. Pero la única realidad es que si no tienes un trabajo que implique mucho trato con las personas difícilmente serás capaz de comportarte así de forma pure. Es difícil pasar de un extremo al otro si no tienes experiencia, por mucho que te digan que debes aparentar confianza.

¿Pero sabes una cosa? No pasa absolutamente nada por reconocer que estás nervioso. Incluso es recomendable: la gente si identificará más contigo porque todos hemos estado nerviosos en este tipo de situaciones, y demostrarás ser una persona honesta desde el principio.

Por si eso fuera poco, el hecho de reconocer tus nervios tendrá una inesperada y agradable consecuencia. Y es que estudios como este han demostrado que cuando expresas tus emociones en voz alta, estas pierden parte de su efecto sobre ti. Dicho de otra forma, si reconoces que estás nervioso empezarás a sentirte más tranquilo.

Asúmelo. Demostrar tus debilidades no es malo. Eso no quita que debas intentar tener una actitud positiva, esbozar una sonrisa de vez en cuando y no poner cara de muermo 😉

2. ¡Preséntate!

Tan sencillo y tan difícil a la vez. No hacen falta frases memorizadas ni esperar pacientemente a que se te aproxime la gente. Tan sólo acércate, preséntate educadamente y pregunta su nombre. Y ya habéis dejado de ser desconocidos.

Cuando digo que te presentes también me refiero a que des algo de información sobre ti y que intentes responder a la pregunta que todo el mundo se hace sobre los asistentes: ¿por qué estás ahí? Con esto romperás el hielo y ya tendrás mucho terreno ganado.

“Hola, es la primera vez que vengo a este encuentro de aficionados al ajedrez y todavía no conozco a nadie. Me llamo Pau, ¿y tú?”

Intenta no parecer desesperado en hacer amigos. No digas que tienes poca vida social y que quieres conocer gente porque entonces tu interlocutor sentirá que lo estás eligiendo a él como podrías haber elegido a cualquier otro. Aunque está bien que reconozcas que quieres hacer nuevos amigos, explícale qué te ha llevado a querer empezar una conversación con él y no lo dejes a su imaginación. Puede ser algo tan easy como que también está solo o te ha gustado la chaqueta que lleva.

“Encantado Jorge. Te he visto por aquí solo y he pensado que quizás también period tu primera vez. ¿Habías estado antes?”

Así de easy 🙂

3. ¿Cuál es la mejor pregunta para iniciar conversaciones?

Hay muchas conversaciones que empiezan con mal pie porque usan las típicas preguntas cerradas (¿cómo estas?, ¿qué tal todo?) que desencadenan automáticamente las respuestas habituales (bien, gracias). Son preguntas que no exigen una pausa para pensar en la respuesta; en su lugar invitan a responder como si fuera un acto reflejo.

Pregunta para iniciar conversaciones

En una encuesta se concluyó que una de las mejores preguntas para empezar una conversación es preguntar de dónde es alguien porque da pie a muchos hilos de conversación posteriores. Quizás sea del mismo lugar que tú, o conozcas a alguien de allí, o hayas ido de vacaciones, o te gustaría ir en un futuro. Existen miles de posibilidades para encontrar algo que os vincule.

4. No evites la cháchara trivial

Es possible que en algún momento la conversación derive a lo que yo llamo la cháchara de ascensor (“qué mal tiempo que hace”, “qué difícil es aparcar por aquí, and so on”). Pues no la desprecies, porque aunque te pueda resultar muy superficial, a menudo es el único camino para profundizar en otros temas.

Deberías intentar usarla para llegar a dos objetivos: encontrar lo que hace interesante a la otra persona y descubrir puntos en común con ella. Y a partir de ahí empieza a profundizar.

5. Escucha más de lo que hablas

La clave para ser interesante es demostrar interés por tu interlocutor. No hay más secretos. Y tampoco te olvides de reconocer sus méritos, porque la psicología de la persuasión ha demostrado que gustamos más a aquellas personas que saben que nos gustan, así que hacerle de vez en cuando algún cumplido genuino a alguna prenda de vestir o rasgo private no estará de más. ¡Pero no te pases para que no parezca que estás intentando ligar!

“¡Eres muy buen conversador! Suerte de ti porque si no esta conversación no sería ni la mitad de interesante.”

También deberías ser capaz de identificar señales de que no se ha creado buena conexión, como que su cuerpo apunte hacia otro lado o que constantemente esté mirando hacia fuera. Aunque hay factores que no puedes controlar, como que esté esperando a alguien, si crees que es porque estás hablando demasiado lo recomendable es que vuelvas a centrar tu interés en él.

6. Encuentra lo que os vincula

Para mantener una conversación interesante debes intercambiar información haciendo preguntas y respondiendo tú mismo a esas preguntas si tu interlocutor no te las devuelve. Sigue así hasta que encuentres un punto en común, momento en el que deberás profundizar en él.

Tampoco te obsesiones por encontrar vínculos o parecerás un loco. Si por ejemplo descubres que ambos veraneáis en el mismo lugar pregúntale por sus restaurantes favoritos por si coincidís en alguno. Pedir recomendaciones es algo que también halaga mucho a la gente.

PD: Durante tus primeros contactos con alguien deberías intentar no ser demasiado pesimista o agorero para no transmitir negatividad, pero te recuerdo que los odios en común vinculan más que las pasiones. ¡Descubrir que el mismo profesor de Universidad os hizo la vida imposible puede obrar maravillas!

7. Cierra el trato y queda para otra ocasión

Si estáis conectando bien, el resto es muy sencillo. Haz una primera propuesta para quedar en otra ocasión que no demasiado comprometida y donde haya más gente para que sea más fácil de aceptar. Ir a una exposición o simplemente tomarse unas cervezas en una terraza son buenos ejemplos.

También debes dejar claro que no estás proponiendo una cita. Si tienes pareja, una buena forma de evidenciar que sólo buscas amistad es mencionarla.

·····

Si esta guía para conocer gente nueva te ha parecido interesante te agradeceré mucho que hagas clic en alguna de las redes sociales de abajo porque me estarás ayudando a seguir adelante con el weblog. ¡Muchas gracias!

— Pau Forner Navarro to habilidadsocial.com