Monica Suarez – Celulitis

Una de nuestras mayores preocupaciones como mujeres, a nivel estético, es la celulitis o piel de naranja. ¿A que sí?

Seguro que ya sabes qué es la celulitis pero te lo explicaré tanto desde la perspectiva dermatológica como biológica y emocional.

La verdad es que esos hoyuelos, baches, ondulaciones y acolchamientos, de mayor o menor grado, son un símbolo de feminidad pero en la sociedad precise, los consideramos bastante anti-estéticos. Y el hecho más impactante es que nuestro cuerpo llega a este estado por una easy razón: ayudarnos a mantenernos con vida.

¿Quéee? ¿Que la celulitis nos mantiene con vida?

Pues sí. La celulitis es el resultado de que las células grasas (adipocitos) en la capa más profunda de la piel crezcan más de lo regular y, sobresalgan a través de las fibras de colágeno tensionadas. Cuando estas células crecen más de lo regular, los líquidos que pasan por la zona (linfa, sangre, agua y oxigeno) tienen dificultad para pasar. Esto hace que se no se produzca el drenaje correcto y se acumulen toxinas. Así pues, los líquidos se espesan y dan lugar a la piel de naranja o celulitis. Además los tractos fibrosos que rodean las células grasas y los conectan con estructuras profundas entran en tensión y pueden producir molestias.

Pero no sólo eres tú, la celulitis ataca a todas las mujeres, delgadas y no delgadas. Principalmente veremos que aparece entre los 25 y 35 años. En cambio, la mayoría de hombres se libran de ella.

NOTA: en este artículo no me refiero a los lipedemas puesto que se trata de una patología diferente.

¿Cómo se forma la celulitis?

# Por una sobrecarga del hígado

Y esto se debe en gran parte al hecho de que el hígado está sobrecargado de trabajo y que no le hemos prestado atención. Hay que tener en cuenta que el trabajo principal del hígado es common la grasa corporal para obtener energía y para quemar, y su tarea secundaria es filtrar la exposición tóxica que hay en la sangre y que se bombea a través de el minuto a minuto.

Cada día estamos bombardeadas por toxinas ambientales, productos químicos tóxicos de los productos de belleza y de limpieza, productos químicos y pesticidas en alimentos y agua, azúcar, hormonas del estrés, pensamientos negativos, contaminación, alérgenos, and so on. El hígado, sobrecargado de toxinas no es capaz de quemar grasa y requiere que trabaje horas extras para desintoxicar el sistema. Incluso con toda esa desintoxicación, a veces el hígado, no puede hacerlo todo y determine que es mejor almacenar estas toxinas en las células grasas para su posterior eliminación… en caso de que realmente llegue el momento.

Las células de grasa se expanden con las toxinas cargadas y forman una especie de apariencia de “capullo” que se adhiere al tejido circundante. Es decir, forman la celulitis.

# Por la pérdida de colágeno

El colágeno es lo que conecta el tejido de tu cuerpo, es decir, que lo mantiene todo unido. Es como el pegamento de tu piel si quieres llamarlo así.

Las mujeres tenemos una pérdida de colágeno cada mes para ayudar a que se produzca la menstruación. Lo sé, lo sé … no es justo. Como los hombres no tienen un ciclo menstrual no pierden colágeno tan rápido. De ahí la razón por la cual los hombres no tienen celulitis ni tantas arrugas. Lo sé, lo sé… muy injusto.

# Por el tipo de fibras y capas de grasa de la piel.

Y hay otra razón. Nuestras fibras de colágeno son diferentes. Las mujeres tenemos fibras como una valla de estacas, lo que significa que van verticalmente, de arriba a abajo bajo la piel. Mientras que los hombres tienen fibras como una valla de enlace cruzado (piensa en una valla de cadena). ¿Porque es esto importante? Porque las diferentes fibras, así como el hecho de que los hombres solo tienen 1 capa de grasa debajo de la piel, mientras que las mujeres tienen three capas, significa que las mujeres notarán prominentemente la celulitis, mientras que los hombres no lo harán. Lo sé, lo sé … la vida podría ser más justa. Pero hay una razón para esto. Dado que las mujeres son portadoras de bebés, el cuerpo está diseñado para albergar más grasa para protegerlo de la exposición tóxica, las temperaturas frías, y el cuerpo está haciendo precisamente lo mejor para esa condición.

# Por las hormonas

Hay tres momentos principales en la vida de las mujeres que la celulitis será más prominente y todo tiene que ver con las hormonas.

  1. En primer lugar, a medida que la menstruación comienza en la pubertad, las niñas pueden notar un área con bultos desiguales que no habían notado antes. A medida que aumenta el nivel de estrógenos causa un aumento de la proliferación de las células grasas y en algunas niñas con tejido dañado o subdesarrollado debido a la mala elección de alimentos a medida que crecen, la falta de fibras de colágeno hace que se vea la celulitis.
    Esto generalmente es de corta duración ya que las niñas aún están en desarrollo y si se alimentan adecuadamente, la celulitis desaparecerá de forma pure.
  2. Después de un embarazo también hay un aumento de las hormonas, es decir, el estrógeno que una vez más puede conducir a la proliferación de las células grasas y la nueva mamá puede notar algunas nuevas “abolladuras en sus alforjas” (ya sabes lo que quiero decir). Sin embargo, en condiciones saludables, esto también puede ser de corta duración si las mujeres practicamos lo que indico en el apartado de abajo para liberar las toxinas almacenadas y que el hígado las descomponga.
  3. Finalmente, la tercera vez que vemos un aumento en la celulitis es cuando las mujeres nos acercamos a la menopausia (perimenopausia), estamos ya en la menopausia o postmenopausia. El estrógeno comienza a disminuir más en este momento, y a pesar de todos los estrógenos sintéticos que hay en nuestro ambiente tóxico y los xenoestrógenos, el cuerpo tiene problemas para desintoxicar bajo condiciones de una dieta saludable  y causa un aumento en la celulitis. Además del hecho de que las mujeres perdemos dramáticamente colágeno en este momento de nuestra vida.
    El exceso de estrógeno crea depósitos de grasa (al igual que el estrógeno common nos genera curvas en la pubertad, el exceso y especialmente los estrógenos sintéticos nos genera curvas en todos los sitios equivocados, donde la naturaleza no tenía la intención, como nuestra parte interna de los muslos).

 

# Por la desvalorización, ira y baja auto-estima

La celulitis estética, en un 95% de los casos, es un conflicto de auto desvalorización. Y sucede como en muchos síntomas, que mientras más piensas en eso, más lo agudizas y menos desaparece. Y se vuelve un círculo tóxico del cual, durante años, no hemos salido.

La celulitis afecta a personas que se contienen, que no confían en sí mismas y se preocupan demasiado por la opinión de los demás sobre su aspecto físico. Entonces inconscientemente queremos protegernos, pasar desapercibidas para estar a salvo de ataques, miradas, comentarios. and so on. Así que creamos más acumulación de grasa para aislarnos del mundo exterior.

En las personas con celulitis es muy común la existencia de una desvalorización estética respecto a una parte del propio cuerpo. Esta desvalorización casi siempre tiene su origen en situaciones del pasado que fueron vividas como agravio o humillación. Así, el conflicto de silueta genera desvalorización, pesimismo y baja autoestima.

La aparición de la celulitis responde también a situaciones y conflictos de cólera acumulada y de autocastigo. La persona soporta y observa con ansiedad diversos aspectos de sí misma y de su vida; alberga emociones reprimidas y mantiene resentimientos sobre episodios del pasado. No hay fluidez psychological por lo que se crea una obstrucción física en piernas o brazos.

Otras veces, la celulitis pone en evidencia situaciones y vivencias de miedo al abandono o al rechazo vividas en el pasado, principalmente durante la lactancia o la infancia. La persona rechaza contemplar esa parte de su niñez o de su juventud que asocia con la experiencia traumatizante.

¿Qué hacer si tienes celulitis?

Hay varias cosas a realizar.

# A nivel de ALIMENTACIÓN: pásate a la alimentación energética

Con la alimentación energética estamos tomando alimentos naturales, sin tóxicos y a la vez alcalinizamos el organismo, eliminando líquidos y reduciendo la ingesta de grasas y alimentos que favorecen la acumulación de grasas así que es excelente contra la celulitis. Esto es lo que recomiendo:

  • Cut back el consumo de proteínas animales: pavo, pollo, pescado blanco, salmón salvaje, queso y huevos. Aumenta las proteinas vegetales: legumbres, tofu, tempeh o seitán.
  • Incrementa los alimentos que mejoran la circulación y que son depurativos, ricos en fibra y vitaminas como: verduras verdes, germinados, hierbas aromáticas frescas (perejil, albahaca, cilantro, cebollino…) cereales integrales, algas y legumbres.
  • Toma Frutas y hortalizas frescas: elígelas estacionales, locales y orgánicas. Condimenta las ensaladas con semillas (piñones, girasol, nuez…).
  • Cambia los carbohidratos con almidón por carbohidratos complejos de verduras de raiz y cereales integrales.
  • Bebidas depurativas: dos tazas de té diario de diente de León y té verde rico en antioxidantes. Nada de café, refrescos azucarados ni bebidas alcohólicas.
  • Sustituye el azúcar blanco, moreno y sacarosa por melazas de cereal, sirope de agave (no el de arce!!) o jugo concentrado de manzana. No te fies de la stevia ni edulcorantes artificiales.
  • Toma postres caseros realizados con agar-agar, frutas y endulzantes naturales.
  • Utiliza grasas insaturadas: Aceite de oliva extra-virgen cruda o aceite de sésamo, aguacate, frutos secos y semillas.
  • Evitar los alimentos refinados y ultra-refinados (los que contienen más de 5 componentes desconocidos) ya que contienen ingredientes poco saludables en exceso (sal, grasas hidrogenadas, conservantes, colorantes, espesantes…), Nada de platos preparados, ni conservas.
  • Elimina la sal refinada y cambiala por sal marina sin refinar, miso o salsa de soja en poca cantidad

Come mejor, no comas menos!

# A nivel de suplementación

Los suplementos alimenticios pueden ayudarnos en momentos necesarios (no como algo recurring) a limpiar el hígado y por ende a reducir la celulitis. Yo recomiendo especialmente una limpieza hepática con cardo mariano o con alcachofa.

# A nivel de Tratamiento Externo

  • Ejercicio o movimiento: el ejercicio aerobico es el mejor para la celulitis pero también las pesas para fortalecer los músculos. Es algo lento pero no veas lo bien que va, no sólo para la celulitis.
  • Masajes anticelulíticos: Los masajes de abajo a arriba son necesarios puesto que tonifican los músculos y favorecen el drenaje linfático.
  • Envolturas de barro + bandas frías : El frío ayuda a reducir la celulitis, especialmente en el caso de retención de líquidos y problemas vasculares. Estas aplicaciones en frío, combinadas con principios activos anticelulíticos ayudan a activar la circulación y mejorar cualquier tipo de celulitis (dura, blanda…). La mejora dura poco, pues hay que repetir este tratamiento.
  • Cremas para la celulitis: Las cremas se aplican directamente en la piel de naranja, y favorecen la microcirculación y la movilización de los líquidos acumulados. A mi me gustan las que contienen silicio orgánico.

# A nivel emocional

Toma consciencia de lo que retienes a nivel emocional y psychological. Aquellas situaciones en las que te sientes inferior o enfadada con alguien o bien si no dejas salir tu creatividad. Piensa en todas estas situaciones y cambia tu perspectiva. Pregúntate para que te sientes así y de qué otra manera podrías ver esa situación o persona sin que te genere bloqueos internos.

Si necesitas ayuda, recurre a un profesional.

En resumen…

  • La celulitis es el resultado de demasiada exposición tóxica y la incapacidad del hígado de reducirla.
  • Mucha descomposición y pérdida de fibras de colágeno en el tejido hace que las células adiposas se adhieran a las áreas del cuerpo que tienen “three capas de grasa”, es decir, los muslos, los glúteos, la parte posterior de los brazos e incluso las rodillas.
  • Vivir con miedo a lo que dirán de mi, estar constantemente tensas, enfadadas o criticas con los demás o nosotras mismas así como bloquear nuestra propia creatividad puede dar lugar a una acumulación de grasa para aislarnos y protegernos.

 

NOTA: las indicaciones de las que hablo no son para la celulitis infecciosa que es una enfermedad producida por bacterias que infectan las capas más profundas de la piel.
Tampoco para el lipedema – linfedema (Aunque algo puede ayudar, en especial la alimentación y el movimiento), una patología del tejido adiposo donde hay un aumento de la capa grasa de muslos y caderas, muy desproporcionada en cuanto al resto del cuerpo. Se observá también “piel de naranja” muy acentuado. Es un trastorno crónico y progresivo también conocido como síndrome doloroso de la grasa principalmente de las piernas. Es como una hucha donde puedes meter pero no sacar. Afecta también a mujeres delgadas, incluso a anoréxicas. Consulta con tu médico si crees que puedes estar padeciendo esta enfermedad.

— Monica Suarez to monicasuarez.es