7 consejos para personas intolerantes al gluten

Al menos el 1 % de la población española padece celiaquía y no pueden consumir alimentos que contengan gluten, ni tan siquiera en cantidades mínimas, porque daña su revestimiento intestinal. Esto es algo que hay que tener en cuenta a la hora de contratar los servicios de catering y comedores en el lugar de trabajo.

Además de los celiacos, también son muchas las personas que han detectado que los alimentos con gluten no les sientan bien y desean evitar en su alimentación esta proteína presente en el trigo y otros cereales como el centeno, la cebada y la avena. Aquí aportamos algunos consejos para convivir con la intolerancia al gluten:

1-Basar nuestra dieta en alimentos naturales y frescos que no contengan esta proteína, como carnes, pescados, huevos, leche y derivados, frutas, verduras y hortalizas, legumbres y cereales como el maíz o el arroz.

2-Ser precavido con los alimentos elaborados. Como norma general, debemos eliminar de nuestra dieta los productos a granel, los elaborados artesanalmente, los que no estén etiquetados y no incluyan el listado de ingredientes, y los alimentos envasados, porque en ellos es más difícil garantizar la ausencia de gluten.

3-Leer las etiquetas de los productos manufacturados. Aproximadamente el 70% de ellos contienen gluten. Los cereales, la harina, los almidones modificados (E-1404, E-1410, E-1412, E-1413, E-1414, E-1420, E-1422, E1440, E-1442, E-1450), los amiláceos, la fécula, la fibra, los espesantes, la sémola, las proteínas, las proteínas vegetales, el hidrolizado de proteína, la malta, el extracto de malta, la levadura, el extracto de levadura, las especias y los aromas pueden contener esta proteína. También resultan muy útiles los símbolos que identifican a los productos libres de gluten.

4-Mantener una higiene adecuada al cocinar. Debemos manipular con precaución los alimentos, lavar y limpiar bien las encimeras, mesas y utensilios de cocina, y almacenar los productos susceptibles de contener gluten, separados del resto. Debemos preparar las comidas sin gluten en primer lugar y evita freír alimentos sin gluten en aceites donde previamente se hayan frito productos que sí lo contienen.

5-Consultar los ingredientes y la manipulación de alimentos al comer fuera. Las personas celíacas pueden comer también en restaurantes y comedores, pero con la precaución de informarse previamente sobre la forma de elaboración y los ingredientes de cada plato. Si deseamos comer pan, es mejor llevarlo de casa y, para el postre, tomar fruta fresca.

6-Prestar atención a los excipientes de los medicamentos. Algunos fármacos pueden utilizar gluten, harinas, almidones u otros derivados en sus excipientes.

7-Dejarse asesorar por los expertos. Un buen nutricionista puede ayudarnos a diseñar una dieta equilibrada y variada que se adapte a nuestro estilo de vida. También las asociaciones de celíacos de nuestra comunidad pueden asesorarnos y resolver nuestras dudas.

Fuente: Eduardo González Zorzano – Experto Médico de Cinfa